Albiazules.es | Recre | Recreativo de Huelva

La plantilla, en el punto de mira por su falta de competitividad

Artículo leído 771 veces.

César Negredo refrendó este lunes sus contundentes declaraciones, aseverando que “hay jugadores que nunca le vamos a poder sacar ese intentar robar cada vez, pero eso es una cosa y otra es que a los jugadores de calidad les pase los rivales por al lado.. Y no tengan una reacción”. El técnico del Decano denunció que “hay que leer el partido y ver el partido. Yo desde fuera puedo gritarles y decirles, pero yo creo que si un central levanta la cabeza y va a lanzar a Boris, ya no tengo que ir al pie sino ir a la jugada. Eso también es la actitud, no sólo la de no robar balones, no ser agresivos o no ganar las disputas. La actitud es la de querer, saber y estar pendiente y con los cinco sentidos en el partido”.

Son los responsables, tanto para bien como para mal, del futuro más inmediato del Recreativo de Huelva. La plantilla de futbolistas se está llevando todas las críticas por el mal momento del equipo, tanto desde fuera por medio de la afición como desde dentro, con las recientes declaraciones de César Negredo, que en rueda de prensa tras el partido denunció la falta de competitividad de algunos de sus jugadores.
Tras pasar 24 horas, el preparador madrileño se mostró en la misma línea, en declaraciones a ‘Ser Deportivos Huelva’. “El rendimiento no se corresponde con lo que se ve entresemana y si es cierto que al final cada jugador tiene un perfil. Hay jugadores que nunca le vamos a poder sacar ese intentar robar cada vez, pero eso es una cosa y otra es que a los jugadores de calidad les pase los rivales por al lado.. Y no tengan una reacción. Yo a Toni no le puedo exigir que pelee como Antonio Núñez, porque tiene mucho más talento y porque cuando coge un balón es capaz de darte un último pase. Y hablo de Toni porque es el que más se está hablando, pero también está Lazo, Iván Agudo, Natalio, David Segura, Víctor Barroso.. Toda esa gente de un perfil más ofensivo. Lo mínimo exigible para esta categoría es competir, ser competitivo y agresivo. Que te duela cuando te cogen el balón y cuando no estás haciendo las cosas bien. Lo del talento y demás es difícil de conseguir, pero ir a coger un balón y hacer una falta en el momento que toca, es algo que lo sabe hacer cualquiera“, aseveró.

También indicó que “al final la competición es la competición y esa no engaña. Parece que no están capacitados para sufrir una presión, que no yo la veo por ningún sitio. Jugamos en nuestra casa, con la gente aplaudiéndonos.. Hay que dar cosas y aunque no las diéramos ellos están en su derecho de decidir. Cada afición es de una manera, y una persona a lo mejor un día va con más ganas y otro con menos. Lo que nos pasa a los que estamos dentro, no todos los días son iguales. Pero está claro que eso no debe servirnos de excusa. Nos encantaría que vinieran y nos apoyaran los 90 minutos, que diéramos cincuenta pases como pueden creer algunos y otros no y ganar todos los partidos 3-0. Pero somos el Recreativo de Huelva y eso conlleva muchas cosas positivas, para mi casi todas, pero también te mete ese grado de presión y responsabilidad que hay jugadores que no saben llevar. ¿Somos el Recreativo de Huelva? Si. ¿Que jugamos en Segunda B? También. ¿El Villanovense es de Segunda B y está por encima de nosotros? También. Esa es la realidad“.

No dudó en denunciar que “si me decepcionaron, un poco colectivamente. Salimos con un plan que no surtió efecto, ya sea por nosotros o porque el rival nos contrarrestó bien. Creo que los jugadores deben ser los suficientemente maduros para cambiar un partido ellos, acoplarse a lo que ocurre. Si se sale con el plan de intentar jugar y ser atrevido con el balón, y por unas cosas y otras no se da, tenemos que ser capaces de adaptarnos a lo que está pasando en el partido. ¿Qué nos estaba exigiendo el partido? ¿Que estábamos lanzando a Boris? Si estamos lanzando a Boris, no tengo que ser yo el que sepa que hay que ir cerca de Boris, porque eso está trabajado. Yo soy el tercer entrenador, antes hemos tenido dos entrenadores que uno era del perfil de jugar y el otro de competir, de ir arriba y a la segunda jugada. Conmigo han trabajado lo primero y lo segundo. Hay que leer el partido y ver el partido. Yo desde fuera puedo gritarles y decirles, pero yo creo que si un central levanta la cabeza y va a lanzar a Boris, ya no tengo que ir al pie sino ir a la jugada. Eso también es la actitud, no sólo la de no robar balones, no ser agresivos o no ganar las disputas. La actitud es la de querer, saber y estar pendiente y con los cinco sentidos en el partido“.

A este respecto añadió que “tuve una charlas con ellos nada más coger el equipo hablando de ese tema. Cuando pones un equipo de jugar, sólo se limitan a jugar y cuando coges uno de pelea y segundas jugadas, sólo vale las segundas jugadas. Y nos estamos equivocando en la primera parte de la temporada con Javi y en la segunda también con Ángel“.

Por último, tras la sesión del lunes, dijo no haber “hablado de nada especial con ellos. Yo no me escondo de nada, esto ya lo hemos hablado. La misma rueda de prensa del domingo, ya se lo dije diez veces. Yo estaba tranquilo porque no he dicho nada que no les hubiera dicho a ellos en reuniones. Ellos hablan, yo hablo, ellos tienen su punto de vista y yo el mío. Entre todos las charlas son para bien y para ver que se puede mejorar. Si algo les ha sentado mal, ahí tienen mi puerta para hablarlo. Todos estamos en el mismo barco“.

Licencia Creative Commons