Albiazules.es | Recre | Recreativo de Huelva

El club deberá remitir a la RFEF toda la información económica

El club recibió una circular en la que se especificaba que tendrían que enviar una previsión de cierre de cuenta de explotación y balance cerrados a 30 de junio de la temporada 2018/19, presentar un proyecto de presupuesto para la temporada 2019/20 y el listado de deudas vencidas pendientes de pago a 30 de junio correspondientes a la temporada 2018/19, además de los contratos de trabajo de la plantilla y de los entrenadores .Toda esta información y la que deberá presentar en nuevas fechas servirá para un futuro control económico que se implantará en la Segunda B.

Han informado en ‘Ser Deportivos Huelva’ que el pasado 12 de septiembre la RFEF remitió una circular a todos los equipos de Segunda B, entre ellos el Recre, comunicando el inicio de un proceso de recopilación de información contable para diseñar las normas de control económico a aplicar en un plazo de tres temporadas. Se planea comenzar con la aplicación de dichas normas de control y «será entonces y no ahora, cuando se valoren acciones sancionadoras«, como la exclusión de la competición.

Es por ello que el Recreativo de Huelva necesita normalizar su situación económico-financiera, tanto si asciende a la LFP, como si se mantiene en Segunda B.

El contenido de la circular es el siguiente:

Medidas de información y supervisión económico-financiera en las Divisiones no profesionales de Segunda B, Tercera División, Primera y Segunda División Femenina.

Por medio de la presente, la Real Federación Española de Futbol, desea poner en conocimiento de sus afiliados el contenido pormenorizado de las normas en materia de control/supervisión económica en las competiciones de ámbito estatal y carácter no profesional a las que se refiere la presente Circular.

Durante los últimos anos ha sido una constante en todos los foros del futbol profesional y del aficionado del máximo nivel el hecho de plantear la conveniencia y la necesidad de que existieran una serie de mecanismos de control y de supervisión del modelo económico financiero de los clubes con el fin de garantizar el equilibrio económico de la competición, el fair-play financiero de la misma y la participación en las competiciones deportivas oficiales con unas garantías mínimas de cumplimiento de las obligaciones tributarias, laborales, contractuales, etc..

Desde hace ya unos anos dicho modelo se ha implantado en las competiciones profesionales y requiere ahora de una adaptación del mismo a las competiciones oficiales aficionadas de máximo nivel donde cada vez existe un mayor nivel de profesionalización y de laboralidad de los jugadores, entrenadores y estructuras.

Desde la RFEF hemos consultado con los expertos y con las personas conocedoras de esta temática, tanto de las ligas profesionales como de las Administraciones públicas, y se ha llegado a la conclusión que para la puesta en marcha de un sistema eficaz y que sea plenamente garantista con los derechos de los clubes que participan en la competición resulta imprescindible disponer previamente de datos para conocer el estado de la situación y, después, mas adelante, fijar entre todos, los requisitos que sean de obligado cumplimiento.

Para implantar y poner en marcha un sistema de control eficiente y riguroso es imprescindible contar con «indicadores» y con «valores de referencia». Una vez se encuentren fijados dichos indicadores y los valores de referencia se podrán fijar las reglas de cumplimiento y, en su caso, si correspondiese, las reglas de ajuste o las medidas correctoras pertinentes.

Pero no es posible fijar ningún sistema serio de control económico si no se dispone previamente de datos suficientes para saber cuál es el verdadero estado de la situación. Aquellos que pretendan o defiendan un modelo diferente de implantación muestran un desconocimiento completo y absoluto del sistema.

Existe un compromiso firme, expresado en las reuniones mantenidas en el marco de la negociación del Convenio de Coordinación, de trabajar de manera conjunta entre la RFEF y la LNFP para que en un futuro próximo se puedan disponer de los indicadores suficientes que permitan afrontar la incorporación de los clubes que ascienden a las competiciones profesionales con las garantías económico financieras adecuadas y ello solo puede hacerse a partir de disponer de unos indicadores fiables de seguimiento. Pero dichos indicadores se deben construir en el tiempo y siempre a partir de la realidad y no de una hipótesis o de una position teórica.

La RFEF inicia a partir de la temporada 2019/2020 una etapa de recogida de información y de evaluación del estado económico-financiero de las distintas competiciones oficiales no profesionales del máximo nivel, como son la Segunda B, la Tercera División, la Primera Femenina y la Segunda Femenina.

Dicha etapa tendrá una duración de TRES temporadas deportivas donde se irá avanzando en el conocimiento y en la evaluación conjunta del estado de situación y de los modelos de control y de fijación de los requisitos mínimos. Y todo ello se realizara con los clubes y con sus representantes en los órganos específicos de la RFEF.

Superadas estas tres primeras temporadas y con datos suficientes, se podrá proceder a una segunda etapa donde, conjuntamente con los clubes implicados y en el contexto de los órganos competentes de la RFEF, se procederá a definir unos nuevos modelos y estándares de control económico-financiero del futbol oficial no profesional del máximo nivel competitivo.

Sera entonces y no ahora, cuando se deberán valorar las acciones sancionadoras si así se considerase oportuno o pertinente. En todo caso, la RFEF está convencida que las acciones de ayuda, colaboración y tutela pueden llevar al mismo resultado sin necesidad de imponer medidas sancionadoras de exclusión de la competición durante la temporada deportiva como desafortunadamente hemos visto en el futbol profesional.

El modelo aprobado por la RFEF se formula en aplicación de lo que prevén los Estatutos de la RFEF especialmente en el artículo 4, letra g)

«Competencias de la RFEF:
g) Tutelar, controlar y supervisar a sus asociados, funciones que serán extensivas, excepto tratándose de clubs adscritos a la Liga Nacional de Futbol Profesional, a la actividad económica de los mismos
«.

Y en el Reglamento General, especialmente en el artículo 13, apartado 4.

«Para participar en competiciones de carácter oficial los clubs deberán estar inscritos en la Real Federación Española de Futbol y, además, cumplir todos los requisitos que para ello se establezcan reglamentariamente«.

Así como el apartado 3, del artículo 15.

«La RFEF tiene también el derecho a establecer, con carácter general o particular, las obligaciones de orden económico que se deriven de la participación de los clubs en las competiciones que organice ya sea directa, indirectamente, o en coordinación«.

Además, deben tenerse en consideración los artículos: 99-5; 101, 104.

En esta primera fase y a los meros efectos informativos y de valoración general del estado económico-financiero de cada una de las divisiones, se han aprobado por parte de la Comisión Delegada de la Asamblea que es el órgano al que estatutariamente se le ha encomendado dicha función, e incluidas dentro de las Normas de Competición porque son condiciones para participar en la competición, las reglas económico financieras que deben cumplir aquellos clubes que participen en cada una de las competiciones mencionadas.

a) Hasta el 20 de septiembre de 2019:

1. Presentar una previsión de cierre de cuenta de explotación y balance cerrados a 30 de junio de la temporada 2018/19.
2. Presentar un proyecto de presupuesto para la temporada 2019/20.
3. Listado de deudas vencidas pendientes de pago a 30 de junio correspondientes a la temporada 2018/19.
4. Contratos de trabajo de la plantilla y de los entrenadores. En caso de modificaciones aportar la modificación.

b) Antes del 31 de diciembre de 2019:

5. Cierre definitivo de la cuenta de explotación de la temporada 2018/19 a 30 de junio de 2019.
6. Balance definitivo de la temporada 2018/19.

c) Mensualmente o trimestralmente según corresponda:

7. Documentación que acredite liquidación de cotizaciones sociales.
8. Aportar los impresos de declaración tributaria de IVA e IRPF y aplazamientos.

d) 28 de febrero de 2020:

9. Estado de las cuentas de explotación a 31de diciembre de 2019 correspondiente al primer semestre de la temporada.
10. Balance cerrado a 31 de diciembre de 2019 correspondiente al primer semestre de la temporada.

e) En cualquier momento:

11. Nuevos contratos con la plantilla y entrenadores.

Los clubes presentaran la documentación solicitada en soporte digital según el formato que se le facilitara desde la RFEF siguiendo los formularios estándar que se han elaborado con el objeto de unificar la información que será remitida por los clubes. (se adjunta modelo de formulario a esta Circular).

La RFEF custodiara la documentación remitida por los clubs aplicando el máximo nivel de seguridad.

La RFEF elaborara informes individuales para cada club e informes agregados por grupos o divisiones y por categorías, esos informes no incluirán datos que permitan identificar a los clubs.

Cuando la RFEF detecte datos económicos que permitan presumir de manera objetiva y en opinión de los expertos independientes que forman parte de los órganos de supervisión de la RFEF (Comités de Primera y Segunda Instancia de Licencias UEFA) situaciones de dificultad económico-financiero por parte de los Clubes, se arbitrara un programa especifico de seguimiento y de ayuda a los clubes en cuestión para colaborar con ellos a los efectos de poder superar esas situaciones de dificultad económico-financiera.

La función de la RFEF en estas primeras temporadas será la de tutoría y de elaboración profesional experta en relación con los clubes con el objetivo ajustarse a los estándares que se vayan fijando.

En este sentido, la RFEF pondrá a disposición de todos los clubes que faciliten los datos requeridos por las Normas de Competición toda la ayuda en recursos humanos, técnicos y principalmente económicos por medio de las ayudas y las subvenciones que regularmente otorga la RFEF a los clubes afiliados con sus fondos propios.

A su vez, la RFEF colaborara con los clubes mediante convocatorias de avances de tesorería en otro tipo de ayudas.

Licencia Creative Commons

error: Todos los derechos están reservados.